Tomar un vino blanco de Madrid mientras se sobrevuela el Atlántico, camino de alguna ciudad hispanoamericana, es posible desde hace unos días. La compañía Iberia Exprés acaba de incluir en su cartas